PIAM : UN ESPACIO PARA LA COSMOVISIÓN LAFKENCHE

VIVIENDO COMO COLONOS EN LA MONTAÑA DE NAHUELBUTA
Marzo 27, 2017
PILPILCO Y CURANILAHUE : DOS VAGONES PARA UN MISMO CARBÓN
Marzo 27, 2017
Mostrar todo

PIAM : UN ESPACIO PARA LA COSMOVISIÓN LAFKENCHE

Se trata aún de un proyecto en construcción, de un gran centro cultural vivo e intercultural,  que reproduzca activa y participativamente el “decir” (piam significa “dicen”, “se dijo”) de la cultura de los ancestros. Un lugar con infraestructura moderna, ubicado en el centro de la ciudad de Tirúa, hecho en materialidad actual y moderna pero incorporando elementos tradicionales mapuche. La iniciativa es organizada por la Municipalidad de Tirúa, y  pretende visibilizar y poner en valor los rasgos fundamentales y originales del patrimonio intangible mapuche-lafkenche;  leáse la memoria viva con los principales géneros de su oralidad :  ülkantun, el canto como relato, tram; la experiencia de la conversación y los epeu, es decir,  el relato vívido  de historias, leyendas y fábulas mapuche.  Se trata de crear y animar un espacio en que periódicamente y mediante una programación ágil, se desplieguen muestras, exposiciones y actividades centradas en la oralidad de la cultura mapuche–lafkenche, la cual es canalizada mediante dispositivos modernos tales como realidad aumentada, códigos QR, experiencias 3D, videos, música, entre otros.

 

La experiencia  pretendida

 

Abarcando toda la gama audiovisual,  se busca proporcionar un servicio que vaya mucho más allá de la mera información cultural. Todo ello con el propósito de contar de una manera cercana, sensorial e innovadora la rica historia y cosmovisión  de Arauco, pero de la voz de sus propios actores culturales locales. Para ello servirá la biblioteca, un  espacio actualmente existente, y que despliega una importante cantidad y calidad de acciones enfocadas hacia la difusión cultural. Al actuar de manera articulada con el PIAM, se buscan sinergias de actividades, contenidos y planificación que complementen y mejoren la experiencia del turista.  La implementación de la experiencia incluye auditorio, un  espacio para 300 personas destinado a poder exhibir allí eventos y expresiones artísticas y culturales mayores, las que requieren un soporte de infraestructura y equipamiento especial. Por cierto, el proyecto asume una Sala de ventas, otro  espacio especializado de muestra y venta de productos naturales, elaborados con fines medicinales y de bienestar; como el caso de jabones, cremas, comidas, jaleas, hierbas, entre otros. En síntesis, se intentará reproducir los modos y usos ancestrales de comunicar la tradición pero con medios modernos. Antiguamente, la manera en que se contaban las historias entre las personas de la cultura mapuche–lafkenche era sentados junto al fuego, donde un anciano contaba su experiencia de vida, sus relatos heredados de sus ancianos, sus sueños (pewma) o simplemente se mostraba a los menores la manera en que la cultura ordena se debe vivir (Az mapu). Cada vez que ese anciano comenzaba y terminaba ese relato pronunciaba la palabra piam, para llamar la atención y señalar que el relato comenzaba o se cerraba: “se cuenta”, “se dice”, “se dijo”. Y en este centro PIAM se recrearán  el sonido de las olas mientras se recoge el koyof ( cochayuyo), el canto de los ancianos ( ülkantun), el relato del terremoto en la costa, las historias (epeu) de los ancianos contados a los hijos, entre muchas otras. El visitante se  sumergirá en la memoria de un pueblo, de una cultura viva que habla de un lucero que arrastra la noche ( Yepun), de una cultura que hace navegar las almas hasta una isla al otro lado del mar (Isla Mocha)…piam.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *